Sin título 1

Hay una piedra contra la que tropiezo
cada vez que siento miedo de salir herida. A veces logro seguir el paso, otros días me encuentro perdida.

Hoy tropecé de nuevo y estoy observando la sangre correr desde mi rodilla. Llevo la roca en mi mano, los pájaros cantan y una lavadora susurra que ya casi habrá ropa limpia.

He tomado una pausa, llegaré un poco tarde y nos veremos sin prisa. Solo es una canción. Solo es una herida. En la inmensidad de este instante puedo poner mi otra mejilla.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: